Ayúdanos a mandar el cáncer de próstata a paseo

  • El Gremio de peluqueros y peluqueras de PIMEM (GREPELS) cortará bigotes, barbas y cabellos este sábado 17 de noviembre, a beneficio de la Fundación Movember España
  • La asociación quiere concienciar un año más sobre el cáncer de próstata, segundo tipo de cáncer más común en hombres, y la salud masculina. 

DÍA: 17 de noviembre

HORA: Desde las 17.00 y hasta las 20.30 horas. 

LUGAR: Plaça Rei Joan Carles I, frente a C&A.

El Gremio de peluqueros y peluqueras de PIMEM (Grepels) y el grupo solidario Tijeras en Acción colaboran por cuarto año consecutivo con el movimiento “Movember”, para concienciar sobre el cáncer de próstata y la salud masculina, una iniciativa a la que se han adherido alrededor de 25 peluquerías asociadas de Palma y la Part Forana. Como parte de esta campaña, Grepels organiza una jornada de cortes de bigotes, barbas y cabello, que se llevará a cabo este sábado, 17 de noviembre, en la Plaça Rei Joan Carles I, frente a C&A a partir de las 17h.

Las personas que acudan este evento solidario también podrán comprar pins, delantales, camisetas y gorras con el dibujo de un bigote, “mostacho”, símbolo del movimiento “movember” o simplemente realizar donaciones, el evento comenzará a las 17.00 horas y acabará a las 20.30 horas. El dinero que se consiga recaudar irá destinado a la Fundación Movember España, se trata de una organización benéfica comprometida con impulsar una vida más feliz, saludable y duradera para los hombres y ayudan a financiar programas de investigación centrados en el cáncer de próstata, el cáncer de testículos, la salud mental y la inactividad física.

Por medio de la campaña Movember, hombres de todo el mundo se dejan bigote durante este mes, en solidaridad con los afectados por este tipo de cáncer y para llamar la atención sobre la enfermedad.

Necesario fomentar políticas que ayuden a las pymes de Baleares

  • Más del 90% del tejido empresarial de Baleares está conformado por las pymes

Pimem solicita que se realicen políticas que fomenten el nacimiento y el crecimiento de las pymes para así conseguir “dar la vuelta” a los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística (INE) que afirman que en Baleares ha bajado un 13,3% la creación de empresas y que, además, han aumentado las disoluciones un 62,5% respecto al mismo mes del año 2017. “Algo no se estará haciendo bien cuando estamos manejando estas cifras tan negativas” afirma el presidente de la patronal, Jordi Mora.

Desde Pimem hace tiempo que se lleva avisando de que el sistema empresarial requiere una renovación para “dejar de asfixiar tanto a las pymes y a los autónomos”. Apostando por una serie de cambios en el sistema de fiscalidad de estas empresas y autónomos Mora cree que se aliviaría “esta presión que no permite crecer adecuadamente a las empresas de las islas”.

El impuesto de Sociedades es para Pimem uno de los causantes de estos últimos datos del INE, además de un agravio comparativo que se debe erradicar. El actual IS es beneficioso “tan solo para las grandes empresas. Es conocido por toda la sociedad las reducciones que estas obtienen en la base imponible con respecto al resultado contable. Las pymes no pueden acceder a estos beneficios y por lo tanto están generando un mayor gasto que como se está comprobando no pueden soportar” afirma Mora.

Para la patronal otra causa que provoca estos datos es la inexistencia de un régimen sancionador contra la morosidad. Según informa Jordi Mora y según los datos de 2015 de la Plataforma Multisectorial contra la Morosidad, actualmente, “las grandes empresas pagan a sus proveedores a unos 187 de promedio, cobrando a una media de 84 días. Algo intolerable que deja al pequeño y mediano empresario desprotegido y vulnerable”.

Baleares según las cifras del INE es la cuarta comunidad que más cae en el indicador de empresas de nueva creación con 189. Para Pimem un punto importante que también explica estas cifras es la necesidad que tiene el sector empresarial de las islas por obtener el Régimen Especial de las Islas Baleares (REB). “Nos encontramos en una situación de diferencia competitiva con el resto de comunidades, el Ejecutivo central debe tener en cuenta nuestro hecho insular que se contempla en la Constitución y ayudarnos a revertir esta situación mediante la obtención del REB”.

Una decisión que deja en mal lugar a la justicia española

  • El fallo del Tribunal Supremo “es injusto y la marcha atrás del alto tribunal genera poca seguridad jurídica” afirma Jordi Mora.

Jordi Mora, presidente de la patronal de la Pequeña y Mediana Empresa de Mallorca se ha mostrado muy defraudado con la decisión de Tribunal Supremo, tras fallar a favor de los bancos y obligar a los clientes a pagar el impuesto sobre actos jurídicos documentados (AJD) en la firma de una hipoteca. “Es injusto y la marcha atrás del alto tribunal genera poca seguridad jurídica. Da la sensación que el poder está en manos de la banca”.

La decisión TS, “del todo inesperada” para el máximo representante de la patronal no ha sentado nada bien dentro de Pimem. “Hoy era un día para hacer justicia y demostrar que tenemos un sistema judicial independiente. Con este fallo da la impresión de que ha habido alguna injerencia externa” asegura Mora.

La Pimem argumenta su malestar dado que las pymes y los autónomos han sufrido este abuso impositivo en numerosas ocasiones a la hora de “comprar un solar, una nave industrial, un local o un despacho de oficinas” y esperaban poder recuperar ese dinero que pagaron “de manera injusta”.

Sorprende además que la decisión que tomó el tribunal encargado de analizar esta causa y que es experto en este tipo de casos, haya durado escasamente un mes. En una decisión extraordinaria, “nunca antes vista”, el Pleno de la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Supremo “ha fracturado a la población y ha generado una herida que tardará mucho tiempo en cerrarse” según Mora.

 

 

 

  • El mal tiempo provoca un descenso de las ventas plantas y flor cortada durante la campaña de ‘Tot Sants’ según informan los asociados de PIMEM.

Los centros de jardinería y floristerías asociados a Pimem, prevén una campaña de ‘Tots Sants’ “catastrófica”. El mal tiempo de esta última semana y el que se espera para los próximos días hace que tanto floristerías como centros de jardinería se muestren preocupados y vean sus ventas “pasadas por agua”.

El día de los difuntos es una fecha muy señalas por este sector, ya que en numerosas ocasiones les ayuda a paliar las cifras de negocio de los peores meses del año que están por venir. “Durante la semana de todos los santos realizamos ingresos muy importantes que nos ayudan a pasar los meses de noviembre y diciembre” afirman desde PIMEM.

Según los asociados de este sector las lluvias han provocado, hasta la fecha, un descenso en la facturación de entre un 20% y 30%. “La campaña hasta el momento está siendo muy mala, esperemos que el tiempo mejore y la cosa cambie. Pero es imposible recuperar lo perdido”.

“Hoy se ha levantado un poco el sol y la cosa se ha animado, pero si no se estabiliza el tiempo, podemos estar ante uno de los peores últimos años” afirman los asociados.

La campaña de Difuntos este año además ha caído en mitad de semana y también es una de las causas que las floristerías y centros de jardinería ven que ha afectado a las ventas. Esperan eso si que el puente les beneficie. “Existe la posibilidad de que la gente este año vaya más tarde al cementerio y consigamos una mejoría”.

Los crisantemos son una de las plantas protagonistas de estas fechas. Su volumen, tamaño y variopinto colorido hacen que sea escogida por muchos para llevar al cementerio. “El crisantemo, es la planta perfecta para esta época, es muy colorida y aguanta muy bien el mal tiempo, por eso se utiliza tanto” afirman los diferentes socios de pimem que trabajan en el sector.

Además, los arreglos florales y la flor cortada también tienen mucha presencia durante la campaña. “Los gladiolos, los liliums o los claveles son las flores más pretendidas”.

TOP