Las cuatro patronales aceptan las disculpas públicas del concejal Aligi Molina

Las cuatro patronales (PIMEM, CAEB, PIMECO y AFEDECO) aceptan las disculpas públicas del concejal Aligi Molina por el tweet del pasado 16 de agosto y acuerdan retirar las acciones judiciales y la petición de dimisión y cese, para evitar un uso partidista de un tema tan sensible para el pequeño comercio como es la venta ambulante ilegal.No obstante, las cuatro patronales manifiestan que continuarán con su lucha para erradicar la venta ambulante ilegal, y reiteramos a las instituciones su colaboración y apoyo para conseguir dicho fin.

Tras la presentación del viernes por la mañana en los juzgados de Vía Alemania de Palma de una demanda de conciliación, previa a una querella, contra el regidor Aligi Molina por acusar de racistas, a través de la red social Twitter, al sector del comercio, las dos partes decidieron reunirse para intentar dar por finalizado el conflicto.

Tras haber transcurrido 20 días desde la publicación del tweet de Molina (16 de agosto de 2018), expresar en multitud de ocasiones el malestar por parte del sector con dichas declaraciones y solicitar unas disculpas, que no se llegaron a producir hasta el viernes por la tarde, las patronales decidieron tomar la decisión de presentar esta querella que buscaba restablecer el honor y la imagen dañada del sector.

Cabe además remarcar que, pese a que se transmitió ante el alcalde de Palma, Atoni Noguera el descontento por las irresponsables y desafortunadas declaraciones realizadas por el Concejal de Juventud, Igualdad y Derechos Cívicos, Aligi Molina. La administración pública decidió no tomar cartas en el asunto y por lo tanto el sector del comercio se vió obligado a tomar esa decisión.

Molina que, ante la situación que vive Palma con la venta ambulante ilegal, se permitió el despropósito de afirmar que el problema son los comerciantes y llegó a proclamar que se trata de una campaña racista, se negaba a pedir disculpas al sector del comercio. Una negación que había ratificado en una entrevista a Diario de Mallorca en la que indicó que no pediría disculpas al comercio y que sientía que en ningún momento ha ofendido al sector. Finalmente decidió dar un paso atrás y pedir disculpas.

 

TOP