PIMEM en desacuerdo con la encuesta del Ayuntamiento de Palma sobre la venta ambulante ilegal

  • “No me van a hacer creer que los comercios no se ven afectados por la venta ambulante ilegal por mucha encuesta que se publicite. Esta no refleja la realidad que vivimos, sobre todo los artesanos” afirma Maria Oliver

La Federación de la Pequeña y Mediana Empresa de Mallorca (PIMEM) y en concreto el Gremi d’Oficis Artesanals i Artístics de les Illes Balears y La Asociación de Artesanos de la Plaza Mayor, organizaciones adheridas a la patronal, quieren mostrar su total desacuerdo ante la encuesta realizada por el Ayuntamiento de Palma y que revela que la mayoría de comerciantes de la ciudad “no se ven afectados por la venta ambulante ilegal”.

Según el presidente de PIMEM, Jordi Mora, “nuestras asociaciones han reiterado a lo largo de esta legislatura y del pasado 2018 el efecto que la venta ambulante ilegal provoca en su trabajo diario”. Por ello, Mora desmerece la encuesta que ha realizado el Ayuntamiento, la considera “irreal” y solicita a la administración pública competente de dicha encuesta “una disculpa” y que mantenga una conversación al respecto con las asociaciones de artesanos que conviven con esta práctica ilegal diariamente “para conocer realmente cuál es su impresión”.

“No me van a hacer creer que los comercios no se ven afectados por la venta ambulante ilegal por mucha encuesta que se publicite. Esta no refleja la realidad que vivimos, sobre todo los artesanos” afirma Maria Oliver, presidenta del Gremio de Artesanos. “Cada día presenciamos como se desarrolla esta práctica ilegal, que nos perjudica y que nos sitúa en una posición de injustica total”.

Los artesanos de la Plaza Mayor también aseguran que esta encuesta publicada por el Ayuntamiento de Palma “es inasumible”. Los artesanos se sienten muy molestos con este nuevo documento y afirman que es una prueba más de que los políticos “desconocen realmente el problema que implica para sus negocios la venta ambulante ilegal”.

Para Oliver “no hay derecho” a que el Ayuntamiento tilde de “hecho irrelevante para el comercio” la venta ambulante ilegal basándose simplemente en una encuesta. “Este tipo de prácticas no deberían ni existir y la administración pública debería luchar para que desapareciera este tipo de competencia desleal e ilegal, en vez de realizar este tipo de encuestas”.

“Cumplimos escrupulosamente todas las normativas que se nos exigen, vemos como día a día competimos de manera desigual contra la venta ambulante ilegal y ahora tenemos que leer esta noticia, asimilar que la encuesta es cierta y que por lo tanto nosotros nos estamos equivocando. Es una vergüenza” sentencia Oliver.

TOP